Saltar al contenido

Pulverizador de 5 litros

Desde que el agricultor moderno asumió el papel de empresario, sin olvidar el de profesional del campo, la industria se encargó de explotar cualquier insumo que actúe en beneficio al ascendente sector agrícola. Así, el mercado se fue dotando de máquinas y pulverizadores con diferentes arquitecturas y volúmenes de carga.

Catalogo de los mejores pulverizadores con capacidad de hasta 5 litros al mejor precio.

Ventajas de un pulverizador de 5 litros

Son muchas las ventajas que un sembradío puede sacar de la compra de un pulverizador, sin embargo, para que sus promesa de calidad y protección agrícola se materialice es importante conocer el equipo que se va a comprar, además de tomar el tiempo para seleccionarlo de acuerdo a las hectáreas de cultivo y el uso que se piensa darle.

Si se quiere, por ejemplo, comprar un pulverizador con el fin de aplicar dosis controladas de agroquímicos en cultivos de grandes áreas. de nada servirá comprar un pulverizador de restringido volumen de almacenaje, pues la recarga continua provocará un desgaste innecesario en el operador.

En cambio, los pulverizadores de cinco litros y otras cantidades reducidas son ideales para ser empleado en superficies de poco tamaño así como invernaderos y pequeños sembradíos. Con la ventaja de permitirle al operador ingresar por sectores donde le follaje obstaculiza el paso de pulverizadores de mayor volumen.

Otro de sus principales aspectos positivos es la gran versatilidad y ligereza que su pequeño litraje provee, cualidad que resulta cómoda e inmejorable en las jornadas de cultivo.

Los pulverizadores con capacidad de cinco litros existen en equipos de tipo manual, mecánico, animal o autopropulsados, todos ellos con el fin de eliminar el acopio de plagas, insectos y malezas. Los estándares de fabricación se ciñen a cinco elementos principales: unidad de filtrado, tanque, boquillas, emisores, agitador y unidad de control.

A pesar de su pequeña capacidad, los pulverizadores de cinco litros exigen el mismo proceso de limpieza de aquellos que poseen abundantes litrajes. Es decir, lavarse tres veces antes y después de uso para evitar la acomulación de residuos.